Síguenos y entérate de nuestras informaciones al instante:

¡Un llamado a la conciencia para todos!

Ver video

¡Un llamado a la conciencia para todos!

Ver video

Lino Rivera espera “completar” lo que le faltó a los Toros la pasada temporada

Por Carlos Sánchez G. / Diario Libre - 15 de enero, 2020 - Artículo Original

En su historia, los Toros del Este poseen dos coronas con una característica muy particular: en ambas ocasiones fueron campeones de la serie regular.


Ocurrió por primera vez en 1995 cuando finalizaron con marca de 29-19, entonces se llamaban Azucareros del Este, y lo repitieron en el 2011 (27-22). Art Howe y Dean Treanor, en ese orden, comandaron esos dos equipos.


Este conjunto ha conquistado otras dos veces la serie regular, pero sin mayores éxitos que un sótano en el todos contra todos (1990-91) y un tercer lugar (1986-87). La edición del campeonato le brinda la oportunidad al mánager puertorriqueño, Lino Rivera de darle el tercer título a este conjunto romanense para mantener su pretensión de ganar la serie regular y el título, tal como les ha ocurrido.


“Se van dando datos. Ojalá que esta no sea la excepción”, manifiesta a DL, el dirigente de los Toros. Para eso, sugiere, “hay que jugar duro. Nosotros queremos seguir jugando duro y jugar consistentes en todas las facetas del juego” en el ánimo de, ya que están en la final, “poder completar lo que el año pasado no se completó, que fue conquistar el campeonato”.


Otro aspecto más persigue a los Toros. Luego de la expansión, los equipos quedaron en una división regional: dos de la zona norte, dos de la este y dos en la capital.


Solo los dos equipos de la capital han heredado la corona uno del otro. No así para Águilas Cibaeñas-Gigantes del Cibao, ni Estrellas Orientales-Toros.


Viendo el presente, esta es la oportunidad para los Toros, luego del título alcanzado por sus vecinos, las Estrellas en 2019. “Siempre se dan los datos”, repite el mánager. “Entonces parece que estamos en los años donde se están dando las adversidades: Las Estrellas no ganaban en muchos años (51), fueron campeonas, entonces este año se va a dar lo que no se había dado antes”.


Queda algo más para los Toros. En la historia del béisbol dominicano en ocasiones un equipo subcampeón ha retornado para apoderarse del cetro la campaña siguiente en 16 ocasiones: (Licey (1953); Leones (1960); Águilas (1965); Leones (1969); Licey (1973); Águilas (1975); Licey (1977); Leones (1992); Águilas (1996); Licey (1999); Águilas (2003); Licey (2006); Águilas (2007); Licey (2009); Licey (2017); Águilas (2018).


Esta respuesta de los Toros se sabrá cuando transcurra la serie final, para la cual los Toros están de forma complacientes a la espera de un rival.


Nada de ínfulas 


No una vez ha ocurrido que equipos favoritos se sientan a mecerse en la hamaca del triunfo antes de jugar el primer partido y distantes de una cadena de outs en una serie final.


Los Leones, con David Ortiz, Neifi Pérez, Octavio Dotel, entre otros, cayeron en una final ante las Águilas en 2003, que fueron barridos (4-0) y en 2016 el Licey tenía también el sello de favoritos y el Escogido les arrebató el pastel (5-1). Solo para dos casos.


Rivera se quiere cuidar de ese detalle y al ser cuestionado sobre si el equipo luce pretencioso responde con un “no”, para luego pasar a detallar. “Nosotros vamos día a día”, dice. “Igual que con las rachas, día a día jugar buen béisbol. Aquí nadie regala nada, aquí nadie da nada por dado”. Los Toros tuvieron dos cadenas victoriosas, una de 11 y otra de 12.


“Se van dando las cosas, vamos jugando duro. Creemos que cada personal aquí pone su granito de arena y trata de hacer lo mejor posible para ser exitoso”, apunta Rivera. “Y eso es lo que tratamos de lograr”.

Suscribirte al Club

Recibe todas nuestras novedades inmediatamente en tu correo electrónico.